Inicio » Vistas » Monasterio de los Jerónimos

Monasterio de los Jerónimos

Más de 300 metros de fachada...

El Monasterio de los Jerónimos es una obra maestra de la arquitectura portuguesa del siglo XVI y está clasificado como Monumento Nacional.

Monasterio de los Jerónimos

El Monasterio de los Jerónimos está inscrito en la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO y, por eso, es considerado por muchos como “El monumento” de los monumentos portugueses.

Después de todo, este monumento se sitúa en una de las zonas más noble de Lisboa, en un entorno histórico y monumental – junto al río Tajo. Entre el Monasterio de los Jerónimos y el río se encuentra la Praça do Império, desde donde zarparon los grandes navegantes portugueses. Aqui marcan también una fuerte presencia la Torre de Belén y el Monumento a los Descubrimientos.

Encargado por el rey Manuel I, poco después de que Vasco da Gama regresara de su viaje a la India, fue financiado en gran parte por las ganancias del comercio de especias. Los elementos decorativos están repletos de símbolos del arte de la navegación, de esculturas de plantas y animales exóticos.

De hecho, esta construcción representa, más que cualquier otra, el espíritu romántico. Una pieza clave en la comprensión del alma portuguesa.

Es también la más poderosa representación del espíritu de los descubrimientos y de los navegadores. Muchos viajeros se enamoren de este Monasterio.

Su interior, monumental, nos transporta hacia otra época. Su luz escasa y las intrincadas formas de piedra, nos dan la sensación de una gruta enorme, sacudida por las olas. La sensación de infinito es abrumadora y el mundo parece enorme y con tanto por descubrir.

Es aquí donde se encuentran Vasco da Gama y de Luis de Camões, representantes máximos de las epopeyas marítimas portuguesas

Esta obra maestra quedó también, más tarde ligada a un gran poeta portugués – Fernando Pessoa. Este se inspirará en el simbolismo del Monasterio para escribir unas de sus obras más conocidas – El Mensaje. Hoy, morada final, de este gran poeta, el Monasterio de los Jerónimos, fue interiorizado como uno de los símbolos de la nación.

Experiencias relacionadas

"O barco de cada um está dentro de seu próprio peito (Couto, Mia)." Descubra o seu barco e o marinheiro que há em si.
Todas las Experiencias
Ilustración de un velero con el sol en el cielo

Ven a descubrir este y otros tesoros… desde un ángulo nunca visto.